Noticias
Cargando...

Todos los aumentos que prevé el Gobierno para después de las elecciones

Todos los aumentos que prevé el Gobierno para después de las elecciones

De esta manera, los argentinos sufrirían nuevos golpes al bolsillo con subas en el transporte público, las naftas, los servicios, la telefonía móvil, el Monotributo, los peajes, las prepagas y los cigarrillos, según un informe de Ámbito.com.
Algunos de estos incrementos se traducen en la quita de subsidios o ajustes de tarifas congeladas que debían aplicarse durante el año, mientras que otros son aumentos programados desde el año pasado, para concretar a lo largo de 2017.

Todos los aumentos:
Colectivo
El economista Dante Sica calculó en agosto pasado que el incremento del boleto de colectivo debería rondar el 73 por ciento, al pasar de 6,50 pesos a 11 pesos en la Ciudad, aproximadamente.
El ministro Guillermo Dietrich admite que la tarifa merece un retoque, aunque todavía no definió la fecha de la medida. Esta suba iría acompañada con el lanzamiento de un "boleto mutimodal", que serviría para combinar trenes, subte y colectivo, con una tarifa base general. El valor del pasaje de tren subsidiado se mantiene en 2 y 4 pesos, mientras que la tarifa social en los ferrocarriles se paga1,90. 
Tras el cierre de paritarias con los sindicatos de ferroviarios y colectiveros, hoy dos aliados gremiales del Gobierno para evitar una nueva huelga general de la CGT, Dietrich analiza pasar las elecciones solo con un aumento de subsidios.

Subte
Mientras el jefe de Gobierno porteño dispone la extensión de la concesión del servicio de subterráneos a Metrovías por seis meses más, desde la compañía se ilusionan con otro tarifazo. Desde octubre del año pasado, la tarifa pasó de 4,50 a 7,50 pesos, pero Larreta tenía en carpeta en enero de 2017 llevarlo a 10 pesos.

Nafta
Tras el acuerdo firmado, los precios de los combustibles subieron 8 por ciento en enero, descendieron 0,1 por ciento en abril y crecieron otro 7 por ciento en julio, llevando el litro de nafta de mayor calidad en Capital Federal y el Conurbano a 23 pesos. La fórmula de revisión trimestral debería volver a aplicarse en octubre, pero ya trascendió que las petroleras estarían dispuestas a "estirar" una medida tan impopular para evitar malhumor antes de las elecciones. 

Luz
Una resolución del Ministro de Energía de febrero pasado estableció dos aumentos de la luz al año para los hogares en la Ciudad y el Conurbano bonaerense, específicamente para los 4,7 millones de clientes de Edenor y Edesur. El primer tarifazo de 42 por ciento ya se aplicó a principios de año, pero aún se sigue pagando en cuotas. El nuevo ajuste de tarifas llegará en noviembre, mientras que quedará otro pendiente para febrero siguiente. 
El ministro Juan José Aranguren ya informó una suba de 19 por ciento del Valor Agregado de la Distribución (VAD), aunque todavía no está calculado el impacto en las facturas residenciales.
Mientras el Gobierno buscará achicar el déficit fiscal lo más posible en los próximos meses quitando subsidios a la energía eléctrica, las distribuidoras Edenor y Edesur ya cuentan con permiso especial para adecuar sus márgenes de rentabilidad, con una fórmula de actualización que debe aplicarse cada seis meses, y que este año coincidirá con el alza de noviembre.
Desde septiembre las distribuidoras de energía del interior de la provincia de Buenos Aires ya facturan la luz con aumentos de alrededor de 58 por ciento.

Gas
Según Ámbito Financiero, a partir del 1 de diciembre está previsto otro incremento en las tarifas de gas para transporte y distribución, que tienen una incidencia del 40 por ciento en la factura sin impuestos. Este ajuste será por actualización de la suba de abril, según el índice de precios mayoristas (IPIM, nivel general), a lo que debe sumarse la segunda fase de la llamada revisión tarifaria integral. 
Según el cronograma fijado por Aranguren para el precio del gas en PIST, que tiene una incidencia del 60 por ciento en la factura sin impuestos, después de las elecciones pasará de u$s 3,77 fijados en abril pasado a u$s 4,19, lo que representa un alza del 11,1 por ciento en dólares. 

Taxi
En julio pasado entró en vigencia la nueva tarifa de los taxis porteños, con un incremento de 19,5 por ciento. La bajada de bandera hoy se ubica en los 27,70 pesos en horario diurno y 33,20 durante la noche. Pero la Federación Nacional de Conductores de Taxis que lidera el sindicalista macrista José Ibarra pedirá al Gobierno de Larreta otra suba de 12 por ciento para aplicar después de las elecciones.

Cigarrillos
A mitad de año la tabacalera Massalin Particulares subió 4 por ciento los precios de sus cigarrillos. Pocas horas después British American Tobacco Argentina, ex Nobleza Piccardo, también anunció un aumento de precios del 5 por ciento promedio. No se descarta que antes de fin de año las dos empresas repartan una nueva lista de precios.

Salud
El Gobierno autorizó el mes pasado un aumento del 5 por ciento en las cuotas de las prepagas desde el primero de septiembre último. Este año el incremento de las prepagas superará la inflación oficial prevista: febrero (6%), julio (6%), agosto (5%) y septiembre (5%). Las empresas presionan para conseguir un ajuste similar en octubre, que aún debe ser oficializado, y que podría llegar en noviembre.

Monotributo
La Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) oficializó los nuevos montos de las escalas y cuotas mensuales del Monotributo que se aplicarán a partir del 1° de enero de 2018. Como otras subas, ésta estaba prevista para comenzar a regir en septiembre, pero el Gobierno la postergó. A partir de enero, aumentarán las bandas de las categorías, pero también las cuotas que pagan los adherentes.

Telefonía celular
Personal, la compañía de celulares de Telecom, subirá 4 por ciento en promedio los precios para los clientes prepagos a partir del próximo 8 de octubre. Ya había aplicado una suba de 9,5 para sus usuarios prepagos y con abono en junio pasado. Movistar los elevó 12 por ciento desde septiembre.

Peajes
El último incremento para la Autovía 2 fue de 28 por ciento en 2016, mientras que la Autopista La Plata-Buenos Aires subió 50 por ciento. Así, ir a la Costa Atlántica en hora pico cuesta unos 150 pesos. A esto se le sumaría un nuevo tarifazo después de las elecciones, para justificar el millonario plan de obras para convertir en doble vía más de 200 kilómetros del corredor del Atlántico.
Por su parte, las autopistas porteñas se encarecieron 37 por ciento en agosto pasado. Por la 25 de Mayo o Perito Moreno el valor en hora pico llega a 50 pesos, mientras que en la Illia es de 25. El Acceso Oeste por ahora mantiene en 45 pesos el pase de autos particulares en la "hora de congestión" y "hora pico". En el Acceso Norte, la "hora de congestión" cuesta 50; la "pico", 40; y la "promoción", $ 20.
Share on Google Plus

Canal Cuatro Posadas

Canal 4 cumpliendo 20 años al Aire en Posadas, Misiones.
Publicar un comentario