Noticias
Cargando...

San Pedro: Enfermos y con la chacra desecha, imploran por chapas

San Pedro: Enfermos y con la chacra desecha, imploran por chapas
Una familia que perdió prácticamente todos sus bienes acude a la solidaridad para poder reconstruir parte de su vivienda, que se quedó totalmente sin techo con el temporal que azotó a Cruce Caballero el pasado miércoles 26 de abril. La casa de los Espíndola-Cachambu está a unos 200 metros de la ruta nacional 14, en la zona de este paraje sampedrino que más daños registró por este fenómeno.

Allí viven siete menores y dos adultos. Los niños en edad escolar asisten al establecimiento del pueblito. El único ingreso con el que cuentan es una pensión no contributiva de madre de siete hijos. El padre de familia se dedica a los cultivos de la chacra, de allí obtiene los alimentos para darle de comer a sus hijos, pero la mayor parte de sus plantaciones fue destruida con el paso del vendaval, por lo que no podrá comercializar hortalizas por un tiempo.

Carlos Espíndola y Teresa Cachambu se radicaron allí hace dos décadas. Fueron años de sacrificio y dedicación para construir su hogar y brindarle a su familia mejores condiciones de vida.

“Yo no tengo en estos momentos cómo poner un techo nuevo a mi casa, lo que ingresa por la pensión de mi mujer apenas alcanza, está todo muy caro, estamos muy preocupados porque cuando llueve, llueve más adentro que afuera”, contó el hombre de 55 años.

Luego de la tormenta de hace casi dos semanas, juntaron las chapas viejas y con ellas cubrieron parte de su casa. El municipio les dio cuatro chapas (además de dos colchones y dos frazadas), pero para la totalidad del techo necesitan al menos 30.
Durante años, don Carlos fue plantador de tabaco, pero por su edad y considerando el arduo esfuerzo que requiere la plantación, dejó de hacerlo.

“Siempre planté tabaco, pero ahora ya mis condiciones físicas no me lo permiten y mi esposa por su problema de salud no puede ayudar en tareas de la chacra”, detalló.

Teresa tiene 40 años y lleva un largo tiempo recurriendo a diferentes especialistas para conocer con exactitud qué enfermedad padece.

“Hay días que no puedo caminar por mi problema de salud, se me hincha el pie y tengo una herida, no pude realizar estudios más complejos porque son muy costosos; con lo que cobro de la pensión apenas alcanza para los gastos mínimos”, lamentó la mujer.

Y reconoció angustiada: “Estos días han sido muy difíciles porque se volvieron a mojar nuestros muebles, debemos mover todo de lugar para que no se vuelvan a mojar”.

La familia es otra de las tantas del lugar que no cuenta con agua corriente, acceden a ella mediante pozos de vecinos, aunque hoy lo más urgente es lograr techar su casa.

En Cruce Caballero, funcionan al menos cuatro pozos que han sido perforados con el objetivo de abastecer a la comunidad con el vital líquido. Sin embargo, la bomba presentó inconvenientes y nadie se hizo cargo de solucionar el problema.

Respecto de las donaciones particulares, Teresa sostuvo: “La gente que acerca donaciones debería dejarles a las familias más necesitadas, porque la gente que está en el Caps no las entrega a todos por igual. Hasta hoy, hay cosas allá que no sé qué esperan para dárselas a la gente, nosotros para comer tenemos de la chacra y no estamos a la intemperie porque hemos techado la casa con las chapas rotas, agujereadas, pero no podemos seguir en estas condiciones”.

Share on Google Plus

Canal Cuatro Posadas

Canal 4 cumpliendo 20 años al Aire en Posadas, Misiones.
Publicar un comentario