Noticias
Cargando...

Nuevo control de palos bajaría un 10% el stock de canchada

Nuevo control de palos bajaría un 10% el stock de canchada
El nuevo método de control de porcentaje de palo a la yerba mate elaborada generaría una reducción cercana al 10% del stock de yerba canchada. Se estima desde la producción que actualmente ese porcentaje está compuesto con un exceso de polvo de palo, que sería detectado con el nuevo control. La Comisión Nacional de Alimentos (Conal) aprobó hace dos semanas el cambio de método y abrió un período de 30 días para escuchar objeciones sobre su utilización.

De no haber oposición formal al nuevo método, consistente en un análisis químico de fibra bruta, quedaría instituido. Por otra parte, se estimó que deberán esperarse algunos meses hasta implementar el nuevo análisis en la producción yerbatera. Esto es hasta que se adapte el sistema de producción de yerba canchada a la nueva exigencia de límites de celulosa en cada paquete de yerba.

“Se estima que en el stock actual de yerba canchada hay cerca de un 10% extra de palo introducido en forma de polvo. Se entiende que, según la legislación y controles vigentes, se cumple con el límite del 35% de palo, pero en verdad hay casi un 45% extra. Esto lo va a demostrar el nuevo control químico”, recordó Juan José Szychowski, productor yerbatero y uno de los impulsores de un mayor control de calidad a la yerba mate.

Se recordó que, una vez instituido el nuevo método de control, habrá que evaluar el tiempo de adaptación que se dará a las industrias para que garanticen el respeto del límite del 35%. Según Szychowski, habría que instrumentarlo sobre la nueva producción de yerba mate canchada. “La yerba canchada actual cumple los límites en base a la legislación vigente, con un nuevo requisito habrá que dar tiempo a que bajen los stock y se cambie la producción para asegurar que no se produzca exceso de palo. Esto va a asegurar que se use más hoja de yerba y se demande más producción”, aclaró.

El productor apuntó además que “lo que hay que valorar es que sobre todo se impulsará una mayor calidad para la yerba. El consumidor va a percibir una mejora, habrá más uniformidad en la producción. El palo en varios casos termina dando un sabor más amargo o ayuda a lavar más fácilmente la yerba”, agregó Szychowski.


Diferenciar el polvo del resto
Diferenciar hoja y palo en el polvo de yerba mate. Esa es la premisa, el próximo paso, explicó semanas atrás el ingeniero agrónomo Raúl Escalada, subgerente del área Técnica del Inym.

“El porcentaje de palo en la yerba mate está normatizado por el Código Alimentario Argentino, donde dice claramente que la yerba está tiene componentes fundamentalmente: la hoja, que tiene que tener un mínimo de 65%, y palo que debe alcanzar un máximo de 35%. Pero hay un tercer componente que no está descrito en el Código Alimentario: el polvo, que es producto de la fricción de la molienda que se genera. Ese polvo hoy día es considerado hoja molida en su totalidad, y sabemos que puede no darse esa situación, que ese polvo puede estar compuesto por hojas pero también por palo molido”, detalló Escalada.

“Esa cantidad de palo que contiene el polvo -continuó- no se puede cuantificar por los métodos actuales de control que son las zarandas. Por lo tanto, hubo que proponer la posibilidad de un cambio de metodología para analizar el polvo de yerba mate y diferenciar lo que es polvo de hoja y lo que es polvo de palo. Esa es la propuesta que llevó el Inym (ya en enero) a la Conal, con el acompañamiento de los gobiernos de Misiones y Corrientes”.

Share on Google Plus

Canal Cuatro Posadas

Canal 4 cumpliendo 20 años al Aire en Posadas, Misiones.
Publicar un comentario

Màs Leidas